Mientras River espera que el Tribunal Disciplinario de la Conmebol se expida para saber si jugará o no -y dónde y cuándo- con Boca la final de la Libertadores, el equipo dirigido por Marcelo Gallardo afronta las semifinales de la Copa Argentina contra Gimnasia y Esgrima La Plata. La cita es en el estadio José María Minella marplatense (televisa TyC Sports).

Demostrando que en su mente se mantiene el Superclásico trunco, el Muñeco prueba la alineación que hubiera actuado en su estadio en la segunda Superfinal: ante la ausencia de Borré por suspensión y las lesiones de Scocco y Mora, pone 5 volantes y a Pratto como único punta de lanza.

River presionó en los primeros minutos, dominando posicionalmente el partido. Pero el Lobo se mostró bien plantado, dejándole el balón hasta mitad de campo o tres cuartos del mismo, no regaló espacios. Así, al Millonario le costó traducir avances en ataques. Un cabezazo que contuvo Alexis Martin Arias y un mano a mano en el que el portero atoró a Enzo Pérez fueron las acciones más peligrosas de la primera media hora.

(FotoBaires)
(FotoBaires)

En el esquema testeado por el Muñeco, resulta clave el cambio de ritmo de Pity Martínez. Y al ex Huracán le costó hallarse, volcado sobre la izquierda o bajando a enganchar. Pero a los 29′, con un tiro libre potente que contó con la complicidad de la falla de cálculo del arquero.

A los 33′, Franco Armani devolvió gentilezas: dio un rebote peligroso y Lorenzo Faravelli selló el 1-1. A esa altura, Martínez ya había levantado el nivel. Y a los 39 forzó una falta de Bonifacio que provocó la roja del lateral.

El ritmo del partido fue in crescendo. Al minuto de la segunda parte, Lucas Pratto arrió a toda la defensa de Gimnasia y puso el 2-1. Pero Pinola golpeó con el antebrazo a Coronel dentro del área (Tello debió sancionar penal porque la pelota ya estaba en juego tras el córner) y el duelo quedó 10 contra 10. A los 12′ Palacios se devoró un gol increíble y a los 14 Armani volvió a fallar tras un cabezazo fuerte, pero al medio de Silva y el cruce quedó 2-2.

(FotoBaires)
(FotoBaires)

Pasaron 17 días desde el último compromiso oficial del Millonario: fue justamente por la ida de la final de la Libertadores en la Bombonera. Las postergaciones de sus encuentros de Superliga ante Unión de Santa Fe y Godoy Cruz, más el último ante el Xeneize en el Monumental, provocaron este inesperado parate para el conjunto de Núñez y esta noche se verá cómo lo asimila.

Gallardo no cuenta con dos de sus hombres: el uruguayo Rodrigo Mora padece de sinovitis en su cadera derecha y el colombiano Juan Fernando Quintero una sobrecarga en el gemelo izquierdo. Ambos fueron excluidos de la lista de concentrados que viajó a La Feliz, al igual que Ignacio Scocco (se recupera de su desgarro en el gemelo derecho).

El Lobo no está atravesando su mejor actualidad: perdió en sus últimas tres presentaciones (2-0 con San Martín de San Juan, 3-0 con Racing y 2-0 con Belgrano de Córdoba). Sin embargo, tiene todas sus fichas apostadas al título del certamen nacional, en el que ya se cargó a Boca en los octavos de final.

Cabe recordar que Rosario Central espera en la final que, en principio, sería el miércoles 5 de diciembre (si se clasifica River, quedará sujeto a su participación en la Libertadores).

Estadio: José María Minella
Árbitro: Facundo Tello
Televisa: TyC Sports
Instancia: semifinales





Source link