A cinco años del trágico accidente que cambió por completo la vida de Michael Schumacher, el comandante a cargo Estephane Bozon, que socorrió al ex corredor, habló sobre lo que ocurrió aquel 29 de diciembre en la estación alpina de Méribel en una entrevista que público el portal Focus Online en su edición de hoy.

“Recibimos la llamada de los rescatistas de montaña, que cuidaron a Michael Schumacher en la pista. Nos dijeron que aterrizó sobre su cabeza y sufrió una lesión grave en ella. Inmediatamente despaché el helicóptero”, aseguró.

Prensa Ferrari
Prensa Ferrari

“Los primeros que respondieron al llamado solo dijeron que, debido al lugar del accidente junto a la pista, era difícil de transportarlo con cautela. Y estaba claro que (lo que había ocurrido) era muy serio, de lo contrario no habríamos usado el helicóptero. El señor Schumacher incluso tuvo suerte”, recordó Bozón.

Schumacher estaba claramente fuera de la pista en ese momento

Además, reveló que el episodio podría haber sido peor de lo que fue: “El accidente ocurrió a mediados de la temporada y en esa época a veces hay varias misiones simultáneas que requieren un helicóptero(…) Pero en ese momento no había otro uso, por lo que inmediatamente había un helicóptero disponible. No tuvimos que esperar. Podría haber sido peor para él si no hubiéramos estado allí de inmediato”. 

Las piedras estaban ligeramente cubiertas de nieve, pero solo con un manto muy delgado

“Todavía recuerdo que los médicos de emergencia del helicóptero tuvieron problemas en las laderas debido a la ubicación del accidente. Esa es otra razón por la que decidieron volar primero a Môutiers para estabilizarlo. Luego fue trasladado al hospital en Grenoble”.

“Sabíamos que era una lesión muy grave”, le confesó a Focus Online y agregó: “Pero él vive (…) Estuve allí al día siguiente, tomé fotos, hablé con expertos. También vi la piedra que Schumacher choco con sus esquís y la piedra que terminó golpeado su cabeza”.

Quien está conduciendo fuera de las pistas es bajo su propio riesgo

“Lo especial era que había nevado tan poco en los días anteriores que las piedras estaban ligeramente cubiertas de nieve, pero solo con un manto muy delgado. No se podía ver la piedra. Pero si hubiera nevado más, Schumacher probablemente solo se habría deslizado sobre la primera piedra”, consideró el comandante de la estación en ese momento.

“Schumacher estaba claramente fuera de la pista en ese momento”, destacó Stephane Bozon: “Pero a pocos metros. Sin embargo, el operador de la estación de esquí no tiene la culpa. Porque quien está conduciendo fuera de las pistas es bajo su propio riesgo”, afirmó.

“Michael Schumacher es una estrella internacionalmente conocida. Y el accidente no sucedió en la Fórmula 1, sino en sus vacaciones, así que fue una sorpresa. Es un caso muy trágico”, concluyó el hombre que asistió al ex piloto tras su recordado accidente.

 

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Cinco años de incertidumbre: qué se sabe realmente de la salud de Michael Schumacher

Quién es Corinna Betsch: el “ángel guardián” de Michael Schumacher

Rosella, la otra mujer en la vida de Michael Schumacher: “Lo extraño mucho, pienso en él todos los días”

 



Source link