Los miembros del Sistema Interinstitucional de Control de Cárceles que encabeza Gustavo M. Hornos remitieron una nota al ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano, en la que le manifestaron su preocupación por el aumento de la población penal en todo el país.

El documento lleva la firma del juez federal y presidente del Sistema, Gustavo M. Hornos, la defensora General de la Nación, Stella Maris Martínez, y el procurador Penitenciario, Francisco Mugnolo, además de los jueces y fiscales de distintas instancias y jurisdicciones que integran el sistema.

Entre otras cosas, los firmantes advirtieron por el exponencial aumento de la cantidad de detenidos, en un contexto de sobrepoblación carcelaria.

Este contexto se verá agravado por el traslado de personas detenidas en el ámbito del servicio penitenciario de la provincia de Buenos Aires y provenientes de los destacamentos de Gendarmería Nacional y Prefectura Naval Argentina”, señalaron.

“Los crecientes niveles de sobrepoblación y hacinamiento producen situaciones de mayor restricción indebida de todos los derechos de las personas privadas de la libertad (violencia, atención médica, alimentación, contacto familiar, entre otras) en contradicción con los estándares internacionales y la jurisprudencia de la Corte Suprema de Justicia de la Nación”, agregaron.

En ese marco, los firmantes resaltaron su inquietud sobre la situación y recordaron la obligación permanente del Estado de compatibilizar las instituciones carcelarias con los derechos y garantías reconocidos por la Constitución Nacional.



Source link