(Reuters)
(Reuters)

River debe dar un golpe sobre la mesa para instalarse definitivamente como máximo candidato al título: visita a Cruzeiro en el Estadio Mineirao de Belo Horizonte por el choque de vuelta de los octavos de final de la Copa Libertadores.

El partido comenzó a puro ritmo, casi como una continuidad del duelo en el Monumental. River asumió la iniciativa, con un Ignacio Fernández participativo y la sorpresa en la formación, el colombiano Carrascal, como socio. La diferencia del encuentro de ida es que Cruzeiro asomó peligroso de contragolpe, con transiciones express y con muchos hombres apenas recuperó la pelota, con Thiago Neves como faro.

A los 16 minutos, en una acción fugaz, Neves envió el centro preciso y Pedro Rocha, solo, remató. El balón dio en los reflejos de Armani, siguió su trayectoria hacia el travesaño y salió. Un verdadero milagro en el área de River.

La impactante atajada de Armani

Después llegó dos veces el “Millonario”, en un tramo del encuentro en el que no hubo mitad de cancha. A los 19, tras un centro atrás de Montiel, Borré, en buena posición, definió sin fe. Y 60 segundos después, Fernández sacó un disparo rasante que pasó junto al palo del arco defendido por Fábio.

La acción que dilapidó Borré, tras cesión de Montiel

El remate de Fernández que casi supera a Fábio

Cuando Cruzeiro impuso su velocidad, River apeló a la falta táctica en mitad de campo para cortar, evitando correr riesgo de tarjetas. El problema radicó en que, cuando River elaboró, le faltó lucidez para el final de las jugadas, sobre todo en Borré, que aportó mucho sacrificio, pero dilapidó muchas aproximaciones propicias.

(Reuters)
(Reuters)

El juego en el segundo tiempo se hizo más cortado. Cruzeiro, con pocas ideas, fue encerrando a River en su campo, muchas veces ayudado por las imprecisiones de la visita o algunos desacuerdos entre los futbolistas. Carrascal, con buenos movimientos y atrevimiento, fue el portador de las esperanzas de River.

El elenco de Belo Horizonte tampoco generó demasiado peligro con el comando del desarrollo. Apenas un centro cerrado de Orejuela que Armani envió al córner y un remate de Thiago Neves desviado. Gallardo movió el banco de suplentes en busca de revitalizar a su equipo. Ya en el entretiempo ingresó Exequiel Palacios por Ponzio (que jugó tocado). Luego llegó el turno de la entrada de Suárez por un apagado Pratto, y de De la Cruz por Fernández.

La semana pasada igualaron 0-0 en el Estadio Monumental y todo quedó reducido a los 90 minutos que se llevan a cabo en Brasil. Hay un dato que hace sonreír al elenco de Núñez y es la estadística favorable en tierras brasileñas. Desde el 2015 hasta hoy, el equipo jugó cinco duelos como visitante en ese país por este certamen con apenas 1 derrota, 2 empates y 2 triunfos.

Durante las últimas cuatro ediciones del torneo, el “Millonario” fue absoluto protagonista con dos títulos, un arribo a las semifinales y una eliminación en octavos de final (2016).

Pinola sufrió una lesión muscular y no está presente (Foto: Reuters)
Pinola sufrió una lesión muscular y no está presente (Foto: Reuters)

Marcelo Gallardo confirmó la formación y sorprendió al realizar seis cambios con respecto al choque de ida. Una de ellas es el ingreso de Leonardo Ponzio, quien había terminado la última práctica con hielo en el aductor derecho y encendió las alarmas sobre su presencia en el partido pero finalmente está en condiciones y será el volante central del Millonario.

Sin embargo, la variante más llamativa fue el ingreso de Jorge Carrascal, que está más asociada al tono futbolístico que querrá imprimirle el DT a su equipo. El Neymar colombiano se ganó un lugar entre los once y mandó al banco nada menos que a Exequiel Palacios y Nicolás de la Cruz.

Los otros cambios son Rojas (por Pinola), Casco (por Angileri), Borré (por Álvarez) y Pratto (por Suárez).

En lo que respecta al equipo anfitrión, su actualidad en el torneo brasileño no es la mejor y de hecho está cerca de caer en la zona de descenso a raíz de su racha negativa –lleva 9 partidos sin victorias–, pero sin embargo todas las energías están puestas en River: podría regresar Thiago Neves tras su lesión.

Además, el mediocampista argentino Lucas Romero sería titular en este duelo y luego empacaría sus pertenencias para cerrar su fichaje en Independiente de Avellaneda.

El triunfador de esta llave se ubicará en cuartos de final a la espera de su rival que saldrá del enfrentamiento entre Cerro Porteño de Paraguay y San Lorenzo, quienes jugarán mañana tras empatar 0-0 en Argentina.

FORMACIONES

Cruzeiro: Fábio; Luis Orejuela, Dedé, Léo, Egídio; Henrique Pacheco de Lima, Lucas Romero; Robinho o Alejandro Cabral, Thiago Neves o David Correia, Marquinhos Gabriel; Pedro Rocha. DT: Mano Menezes.

River: Franco Armani; Gonzalo Montiel, Robert Rojas, Lucas Martínez Quarta, Milton Casco; Leonardo Ponzio, Enzo Pérez, Ignacio Fernández, Jorge Carrascal; Rafael Santos Borré y Lucas Pratto. DT: Marcelo Gallardo.

Estadio: Mineirao (Belo Horizonte)
Árbitro: Roberto Tobar (Chile)
TelevisaciónFox Sports

Seguí el relato en vivo:



Source link